Lunes , 18 diciembre 2017
pleno 2

El PP se queda solo en su oposición a la aprobación de los presupuestos de la Diputación de Albacete

El PSOE asume que el 2016 es un año de transición hasta evitar el lastre financiero impuesto por el PP

La Diputación Provincial de Albacete aprobó esta mañana los Presupuestos para el ejercicio de 2016 con el apoyo de todos los grupos políticos a excepción del PP que votó en contra.
El vicepresidente segundo y responsable del área económica, Ramón García, durante toda su intervención dejo traslucir que para el PSOE el 2016 es un paréntesis forzado en sus objetivos políticos y presupuestarios debido a las restricciones heredadas del PP y de su Plan Económico Financiero.
En este sentido recordó que el lastre presupuestario de este año tiene su origen cuando el 19 de mayo del pasado año, a tan solo cinco días de las elecciones municipales y autonómicas el PP convocó un pleno extraordinario en el que los “populares” aprobaron en solitario un Plan Económico Financiero motivado por su exceso de gasto al utilizar el remanente de Tesorería para gastos generales por valor de 1.039.0000 euros y por la adquisición de la antigua Cámara de Comercio por un importe de 4.200.000 euros.
En definitiva, el PP excedió el límite de la regla de gasto en casi siete millones de euros y el Plan Económico impuso unas restricciones presupuestarias para el 2016, a pesar de que la Diputación para este ejercicio cuenta con un superávit de 4.410.000 euros, que en virtud de la aplicación de dicho Plan tampoco puede utilizar.

pleno
“No es el Presupuesto que el Gobierno socialista de la Diputación hubiera querido presentar –aseguró Ramón García- porque sentimos que dicho presupuesto no responde a la esencias y objetivos que debe tener la Diputación que no es otro que el respaldo y apoyo a todos los municipios de la provincia”.
El responsable del área económica de la Diputación defendió los presupuestos presentados en atención a las prioridades fijadas por el Grupo Socialista y en virtud del consenso alcanzado con Ganemos-Izquierda Unida como son la lucha contra el desempleo, la pobreza y la exclusión social al que se van a destinar un 7% de los gastos no financieros del presente ejercicio.
El PP intentó culpar de las restricciones presupuestarias para la Diputación al Plan Extraordinario de Empleo del Gobierno de Castilla-La Mancha en el que la institución provincial aporta cinco millones de euros e intentó camuflar el exceso de gasto en el que incurrió su grupo por la financiación del plan “Dipualba Empleo” y “Dipualba Invierte”, aunque el viceportavoz socialista y defensor de los Presupuestos, le tuvo que recordar que fue la adquisición del Chalet Fontecha para un Museo Realista “que podía haber tenido otra ubicación lo que supuso el 80% de ese exceso de gasto”.
Por otra parte Ramón García recriminó duramente al PP sus críticas de que los fondos destinados al Plan de Empleo Extraordinario sea lo que impida inversiones en los municipios, afirmando que el PP obvia de forma interesada y electoral que esas contrataciones en los municipios son precisamente para realizar obras de mantenimiento, de servicios e instalaciones en los municipios de Albacete. El responsable del Area Económica explicó que este Plan Extraordinario de Empleo permitirá 2.500 contrataciones de personas en desempleo en la provincia durante seis meses y en más de 300 proyectos de obras presentados por los ayuntamientos, con un retorno de inversiones de 10 millones de euros, porque el Gobierno regional aporta otros cinco millones a dicho Plan.

Del mismo modo explicó que “estamos hablando de un Plan Extraordinario de Empleo que a diferencia del realizado por el PP, prevé la contratación por seis meses en lugar de los tres que fijaba el PP, por lo que generará derechos a prestación en los trabajadores contratados y que supondrá que en lugar de la contratación de 139 parados en Albacete con los planes del PP, serán 934, que en lugar de los 38 en Hellín con el PP, serán 242 y que en lugar de los 34 contratos en Almansa con ustedes serán 120”; reiterando la negativa a la propuesta del portavoz popular, Constantino Berruga, de minorar la partida destinada a este Plan de Empleo en un 25%, derivando los gastos al 2017, ya que los ayuntamientos tienen la obligación de finalizar estos Planes el próximo 31 de octubre.

Por último Ramón García en la defensa de los Presupuestos del Grupo Socialista afirmó que “cada equipo de Gobierno tiene sus prioridades y las nuestras son la lucha contra el desempleo y la exclusión social, la recuperación de los trabajadores del Consorcio de Consumo, ITAP y SEPEI que fueron injustamente despedidos de la Corporación Provincial por el PP y a los que los tribunales les ha dado la razón, lo que nos supondrá un desembolso de unos 900.000 euros, el mantenimiento de los convenios suscritos con el tejido asociativo provincial y de los compromisos plasmados en el convenio colectivo para con los trabajadores y trabajadoras de la Diputación”.
Para finalizar el vicepresidente segundo de la Diputación subrayó que “este año es un ejercicio de transición impuesto por los incumplimientos de gastos del PP en la anterior legislatura, por haberse gastado 6.827.000 que no debían, por la calamitosa política de personal que realizaron despidiendo a empleados públicos que hoy se deben reincorporar y por una Ley de Estabilidad Presupuestaria del ministro Montoro que penaliza a una institución como la Diputación de Albacete cuando le impide invertir un dinero que tiene y que cumple con todos y cada uno de los parámetros exigidos por la Ley”.

Audio Ramón García sobre la defensa del Plan Extraordinario de Empleo.

 

 

Recomendamos leer

IMG_3592

SEGÚN LOS RESULTADOS PROVISIONALES, SANTIAGO CABAÑERO OBTIENE EL 50,20% DE LOS VOTOS EN LAS PRIMARIAS SOCIALISTAS A LA SECRETARÍA GENERAL DE LA PROVINCIA DE ALBACETE

La candidatura de Pedro Antonio Ruiz Santos ha conseguido el 49,80% en la provincia. La ...